top of page

Los desafíos de la era moderna

Repasar lo que han sido estos 26 años de historia del Colegio Valle del Aconcagua es comprobar cómo el proyecto educativo se ha consolidado, se ha fortalecido y ha crecido en el tiempo, asumiendo los desafíos de una era de cambios marcadas por la tecnológica, pero en donde el foco en la fe, lo humano y en el bienestar de alumnos/as y docentes, sigue siendo el eje central.

Así lo explica su rector, Patricio Manríquez Encina, quien con orgullo repasa lo que fue el inicio del colegio, su presente y hacia dónde busca proyectar su quehacer. “El Colegio nace de la necesidad de un grupo de familias que querían entregar a sus hijos/as una educación integral y de calidad. Comienzan a levantarse así las bases de lo que más tarde se convertiría en nuestro proyecto educativo basado en 5 pilares: vocación católica, medioambiente, deporte y vida sana, arte y cultura, y desempeño académico”.

“Hoy, cuando cumplimos un nuevo año de historia, podemos decir que nuestro proyecto se ha consolidado, lo que queda reflejado en que actualmente el 100% de nuestras matrículas están cubiertas, proyectando cupos para el proceso de admisión 2024 solo en Educación Parvularia. Nos sentimos orgullosos de nuestros de ex alumnos/as, ya que actualmente la mayoría están cursando o han cursado carreras universitarias y de educación superior con excelentes resultados”, agrega el rector.

“A esto hemos sumado nuevas tareas y objetivos en nuestro quehacer, como es la implementación del proyecto de Altas Capacidades, que estamos desarrollando en conjunto con docentes de la PUCV, y otras iniciativas como fue, por ejemplo, el seminario que, realizamos hace algunas semanas, atrás en conjunto con Fundación La Semilla, Fundación Caserta y otras instituciones, actividad que se enmarcó dentro de las nuevas miradas que deben contener los procesos educativos y pedagógicos. Además, en nuestra red solidaria, trabajos como lo realizado con el Hogar de Cristo o con el Centro Levántate de la Tetera, adquieren también una especial relevancia y se han convertido en el pilar del fortalecimiento con el que hemos ido creciendo a través del tiempo”.

La tecnología también es un tema que para el colegio adquiere relevancia. “Esto nos impone nuevos desafíos que debemos asumir, pero nuestro foco siempre será el bienestar de nuestros alumnos/as, las familias y los/las ddocentes. En este sentido, el trabajo colaborativo entre estos tres actores es relevante y es el origen de cómo se gestó el colegio junto a la misión de las familias fundadoras”.

Dentro del contexto del aniversario, el colegio Valle del Aconcagua tiene programada una liturgia a la cual se invitó a participar a toda la comunidad. “Y esperamos para el mes de agosto, y enmarcado dentro del Mes de la Solidaridad, realizar diferentes actividades junto a los alumnos/as”.

“Quiero agradecer a quienes han depositado en nosotros su confianza, porque es lo que nos ha permitido crecer y consolidar nuestro proyecto. Dejo invitados a todos/as quienes así lo quieran a que se acerquen para que conozcan y sean parte de nuestro hermoso proyecto educativo, del Ser Feliz Aprendiendo”.


17 visualizaciones

Entradas Recientes

Ver todo

Commentaires


bottom of page